¿Qué son las machas cromógenas?

La mancha negra dental o cromógena  es un cuadro benigno y con buen pronóstico. Clínicamente se presenta como pequeñas manchas exógenas de color marrón o negro que se distribuyen en forma de puntos o líneas paralelas al margen gingival y que se adhieren firmemente al esmalte en el tercio cervical de la corona dental. No se eliminan con el cepillado diario y suelen afectar a casi todos sus dientes.

Pueden aparecer a cualquier edad, tanto en dentición decidua como permanente, aunque parece ser más prevalente en la infancia y esta prevalencia desciende en la pubertad y la edad adulta. En la mayoría de los casos la mancha negra desaparece espontáneamente al final de la segunda década de vida.

¿POR QUÉ SE FORMAN? 

Este tipo de manchas no están relacionadas con la falta de higiene bucal. Aunque su origen no está claro, se cree que pueden producirse debido a la reacción del metabolismo de algunas de las bacterias cromógenas presentes en la boca con el hierro que se encuentra en la saliva.

Se baraja la existencia de una microbiota especial, compuesta por bacterias cromógenas, con predominio de Actinomyces spp. Esta microbiota interactúa con una composición característica de la saliva con alto contenido de calcio, cobre, sodio, fosfatos y proteínas, así como un menor contenido en glucosa. Se la considera una forma especial de placa dental que difiere de otros tipos por el contenido de sal de hierro insoluble y el alto contenido de calcio y fosfato.

DIAGNÓSTICO Y TRATAMIENTO 

El diagnóstico es clínico y habitualmente no precisa la realización de pruebas complementarias. El diagnóstico diferencial debe de hacerse fundamentalmente con las caries, de las que se diferencian en el aspecto, localización y la presencia/ausencia de signos de descalcificación. También con otras pigmentaciones extrínsecas como las producidas por clorhexidina, taninos, compuestos de hierro o compuestos fluorados.

La única forma de eliminar las manchas por bacterias cromógenas es realizar limpiezas profesionales periódicas en el dentista, pero estas manchas suelen reaparecer con mucha frecuencia. Hasta el momento, no existe ningún tratamiento preventivo que evite la aparición de estas pigmentaciones. Se recomienda limitar las bebidas, alimentos y uso de otros productos con colorantes.

Salvo por cuestiones estéticas, su presencia no afecta en gran medida a la salud bucal y, según algunos estudios, las pigmentaciones cromógenas se podrían asociar a personas con poca incidencia de caries. Esta relación podría estar basada en una diferente, pudiendo estar relacionado con la composición salival encontrada en estos pacientes: alto contenido de calcio total, fosfato, cobre, sodio y proteína total, pH mayor, que tendría menor riesgo de caries que la media.

formato pdf - Higienistas VITIS Descargar pdf

 

Bibliografía 

Martínez-Blanco J , García-González V , Barrio-Traspaderne E, Fournier-Carrrera M,  Suárez-Castañon C. Del síntoma al diagnóstico diferencial. Mancha negra o tinción cromógena dental Form Act Pediatr Aten Prim. 2015;8(4):180-2

Huamán Palacios M. Manejo clínico de la mancha negra en Odontología. Odontol Pediatr Vol 12 No 2 Julio-Diciembre 2013

 

 

 

 

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio y, en su caso, mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de tus hábitos de navegación. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración y/o obtener más información aquí.
 

ACEPTAR
Aviso de cookies